15. Abajo las quejas. Arriba los sueños.

¿Verdad que sabes u opinas que nadie te regala nada? ¿Que lo que dicen que es gratis, no lo es? ¿Que en esta vida nada es regalado?

Por supuesto que no, porque bien sabes que todo lo que consigas en esta vida es por ti.

Y, bajo ese planteamiento ¿qué quieres conseguir? ¿Qué quieres hacer?

Si nadie te regala nada. Si no depende de los demás, de lo de afuera… ¿Será que tendrás que ser tú el que tiene que conseguir el regalo? ¿Será que depende de ti?

Párate un momento a pensar, por favor. Nada es regalado. No depende de afuera. Entonces, depende de ti. ¿Y qué haces tú al respecto?

Quejarte. Pensar en todo lo malo que te pasa, centrarte en lo que no quieres.

Pero… ¿no hemos dicho que depende de ti? ¿Que nadie regala nada?

Entonces, ¿por qué te quejas? de tu jefe, de tu pareja, de tu amiga, del conductor del coche de delante, de la cola del supermercado…

Dime ¿te sirve de algo? ¿te sientes mejor?

Si tu corazón pudiera hablar, te diría que no, que para nada, que no te sientes mejor.

Y te diría también que lo de afuera no importa, porque lo que importa eres tú, porque lo importante eres tú. Y no te diría ¡te chillaría! ¡te gritaría! que depende de ti y de cómo veas las cosas.

En ti está el poder.

De alejarte de lo que no te gusta, de no hacer demasiado caso cuando algo sale mal, de evitar las quejas que no te llevan a ningún lado, de no darle tantas vueltas a lo que te disgusta.

En ti está el poder.

De centrarte en cada cosa positiva de tu día, en hacer más veces aquello que te gusta, en pensar más en todo aquello que quieres conseguir, en tus ilusiones, en las cosas buenas que quieres para ti y para los demás.

Pero estas cosas buenas no te las van a regalar los demás.

El  regalo debes hacértelo tú.

Día a día, agradeciendo lo que tienes y a quien tienes.

Día a día, soñando, pensando y creando lo que quieres.

Volvamos a las preguntas del principio:

¿Qué quieres conseguir? ¿Qué quieres hacer?

Tal vez ni lo sepas. No te preocupes, no importa. Te ayudaré, poco a poco, a saber qué es lo que quieres, pero mientras tanto, por favor, intenta no quejarte (mucho).

Y si sí sabes lo que quieres…

¿Qué narices estás haciendo pensando en todo lo que sale mal?

¿En que no paras, en que estás cansado, en que detrás de una, otra…?

Si sabes lo que quieres, ¡ese debe ser casi tu único pensamiento durante el día!

Si sabes lo que quieres (y mereces, no lo dudes) ponte las pilas y ve a por ello.

Tal vez te preguntes el “cómo”. Cómo hacerlo, cómo conseguirlo.

También trataré de enseñarte algo sobre el “cómo”. Por propia experiencia, te puedo decir que el “cómo” no importa tanto como aparenta.

Hoy, te pongo deberes.

15-abajo-las-quejas-arriba-los-suenos-suena-piensa-con-el-corazon
15. Abajo las quejas. Arriba los sueños. Sueña. Piensa con el corazón. Mariposa Azul de Luz

Busca un momento tranquilo.

Coge papel y boli.

Estate tranquilo. Es algo fácil.

Trata de pensar… no… más bien de soñar en lo que quieres.

Déjate llevar. Divaga.

Sueña.

Te puede parecer que soñar no te lleva a ninguna parte, que es absurdo.

Confía en mí.

Soñar puede hacer que tu mente te permita llegar un poquito a tu corazón. Solo tienes que estar tranquilo y dejarte llevar. Intenta llegar a tu corazón, a ver qué te dice.

Y te va a decir algo, no lo dudes. Lo que te diga recuérdalo, guárdalo. Anota por escrito lo que te haya venido a la mente. Aunque parezca disparatado, fuera de lógica o de sentido común, anótalo. Todo lo que te venga.

Recuerda, estás soñando, no estás pensando.

Y, cuando te dejes llevar, te vas a encontrar con algunas sorpresas. Sigue anotando. Y ponle fecha.

Y si alguno de esos “sueños” te vuelve a la mente durante esta semana, sonríe. Quizás tu corazón también esté sonriendo.

Hoy te has hecho un gran regalo. Ya veremos qué vas a hacer con él.

¿Nos vemos el próximo lunes? Te espero puntual, a las 8.

∞ Mariposa… ¿me regalas tus sueños?

♥ Con cariño,

banner Mariposa Azul de Luz
Sueña. Siente. Vive. Mariposa Azul de Luz.
Imagen: Google. Texto y edición: Luz R.
Música 1: Youtube. Fragmento. Enya. The memory of trees.
Música 2: Youtube. Fragmento. Everly Brothers. All I have to do is dream.

2 comentarios en “15. Abajo las quejas. Arriba los sueños.”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s